22 ¿O provocaremos a celos al Señor? ¿Somos, acaso, más fuertes que El?