2 Y dijo: El SEÑOR es mi roca, mi baluarte y mi libertador;