24 Oyó Dios su gemido, y se acordó Dios de su pacto con Abraham, Isaac y Jacob.