7 Los hombres que iban con él se detuvieron atónitos, oyendo la voz, pero sin ver a nadie.