11 Dios me entrega a los impíos, y me echa en manos de los malvados.