16 Mi rostro está enrojecido por el llanto, y cubren mis párpados densa oscuridad,