16 Pero sus ojos estaban velados para que no le reconocieran.