26 Decía también: El reino de Dios es como un hombre que echa semilla en la tierra,