23 Entonces si alguno os dice: "Mirad, aquí está el Cristo", o "Allí está", no le creáis.