12 devorémoslos vivos como el Seol, enteros, como los que descienden al abismo;