10 No muevas el lindero antiguo, ni entres en la heredad de los huérfanos,