28 Los hijos de tus siervos permanecerán, y su descendencia será establecida delante de ti.