159 Mira cuánto amo tus preceptos; vivifícame, SEÑOR, conforme a tu misericordia.