6 Entonces no seré avergonzado, al considerar todos tus mandamientos.