14 Sí, soy como el hombre que no oye, y en cuya boca no hay réplica.