2 Clamaré al Dios Altísimo, al Dios que todo lo hace para mí.