22 Sed hacedores de la palabra y no solamente oidores que se engañan a sí mismos.