25 No salgas al campo, ni andes por camino; porque espada de enemigo y temor hay por todas partes