9 Yo soy limpio y sin rebelión; y soy inocente, y no hay iniquidad en mí