16 Y él les encargaba rigurosamente que no le descubrieran