25 Sé que Nabal es un hombre perverso y de mal genio; por favor, no le haga caso. Es un necio, como significa su nombre.
Pero yo ni siquiera vi a los hombres que usted envió.