9 pero no serás tú quien lo haga. Será uno de tus hijos quien construya el templo para honrarme”.