27 Por lo tanto, te mandaré al destierro, a un país al oriente de Damasco»,
dice el Señor
, cuyo nombre es el Dios de los Ejércitos Celestiales.