29 Doce meses más tarde, el rey caminaba sobre la terraza del palacio real en Babilonia