29 Entonces Moisés les dijo a los levitas: «Hoy se consagraron a sí mismos
para el servicio del Señor
, porque lo obedecieron aun cuando tuvieron que matar a sus propios hijos y hermanos. Hoy se ganaron una bendición».