13 Pues Dios trabaja en ustedes y les da el deseo y el poder para que hagan lo que a él le agrada.