15 Entonces tu rostro se iluminará con inocencia;
serás fuerte y estarás libre de temor.