12 Después de lavarles los pies, se puso otra vez el manto, se sentó y preguntó: