10 Pero si un pueblo se niega a recibirlos bien, salgan a las calles y digan: