23 Alguien le preguntó:
—Señor, ¿solo unos pocos se salvarán?
Él contestó: