14 Cuando Jesús vio lo que sucedía, se enojó con sus discípulos y les dijo: