4 pero cuando llegaron, se fijaron y vieron que la piedra, que era muy grande, ya estaba corrida.