26 Jesús lo envió a su casa y le dijo: