5 »Ustedes realizarán los deberes sagrados dentro del santuario y en el altar. Si siguen estas instrucciones, el enojo del Señor
nunca jamás se encenderá contra el pueblo de Israel.