8 Los justos son rescatados de dificultades,
y estas caen sobre los perversos.