13 Precipitarse a responder antes de escuchar los hechos
es a la vez necio y vergonzoso.