27 Hijo mío, si dejas de escuchar la instrucción,
le darás la espalda al conocimiento.