19 El hombre que la visita está condenado;
nunca llegará a los senderos de la vida.