23 porque el Señor
es su defensor.
Él destruirá a todo el que los destruya.