21 Hijo mío, teme al Señor
y al rey.
No te juntes con los rebeldes,