34 Convierte la tierra fructífera en tierras saladas y baldías,
a causa de la maldad de sus habitantes.