22 La piedra que los constructores rechazaron
ahora se ha convertido en la piedra principal.