4 Pero el que gobierna en el cielo se ríe;
el Señor se burla de ellos.