8 Pero tú Señor
, te ríes de ellos;
te burlas de las naciones hostiles.