3 Oh ciudad de Dios,
¡qué cosas gloriosas se dicen de ti!
Interludio