21 La gente de una ciudad dirá a la gente de otra: “Vengan con nosotros a Jerusalén para pedir que el Señor
nos bendiga. Adoremos al Señor
de los Ejércitos Celestiales. Yo estoy decidido a ir”.