5 para que la fe de ustedes no dependiera de la sabiduría humana sino del poder de Dios.