44 y la séptima vez el criado le informó:—Desde el mar viene subiendo una nube. Es tan pequeña como una mano.Entonces Elías le ordenó:—Ve y dile a Acab: “Engancha el carro y vete antes de que la lluvia te detenga”.