6 Penina, su rival, solía atormentarla para que se enojara, ya que el SEÑOR la había hecho estéril.