18 Los descendientes de Jacob serán fuego,y los de José, llama;pero la casa real de Esaú será estopa:le pondrán fuego y la consumirán,de tal forma que no quedará sobrevivienteentre los descendientes de Esaú».El SEÑOR lo ha dicho.